¿Sabes cómo actuar cuando tu hijo tiene fiebre? Son muchos los papás que no saben bien qué deben hacer cuando notan que su pequeño tiene unas décimas de fiebre. Hoy te contamos qué dicen los médicos al respecto. Y recuerda, ¡Que no cunda el pánico!

En muchas ocasiones este miedo que les surge a los papás hacen que se colapsen las salas de urgencias de los centros médicos. Y es que, es normal que los papás quieran la opinión de un pediatra cuando los niños tienen fiebre.

Los pediatras transmiten tranquilidad cuando notamos que la temperatura de los niños es algo elevada. Pues, advierten que la fiebre por sí sola no es algo malo, ya que consiste en un mecanismo de defensa del organismo para hacer frente a las infecciones.

Lo grave de la fiebre no es el ese síntoma en sino todos los demás que le pueden acompañar. Por eso, siempre tenéis que tener en cuenta que más importante que la cifra que marque el termómetro, es el estado en el que se encuentre el niño y cómo se comporte.

Fiebre: ¿Cómo medir la temperatura del niño?

Con el primer consejo que os vamos a ofrecer, seguro que se os viene a la cabeza la imagen de vuestra madre. Y es que, el primer paso es tocar o besar la frente. Si la notas algo más caliente, lo ideal es que le pongas el termómetro. Según la Academia Estadounidense de Pediatría la temperatura debe estar entre los 36 y 38 grados Celsius. Cuando se toma la temperatura rectal y se observan 38 grados Celsius, el niño tiene fiebre.

Con respecto a los instrumentos para tomar la temperatura, el panorama ha cambiado en los últimos años. Pues, como sabréis, en el año 2007 se prohibió la venta de termómetros de mercurio, ya que son muy contaminantes y pueden ser perjudiciales si el mercurio entra en contacto con el niño.

Las alternativas que existen en la actualidad son dos, principalmente: los termómetros colorímetros y los termómetros digitales. Los pediatras recomiendan en primer lugar los digitales.

También hay que tener en cuenta la edad del niño. En el caso de los bebés menores de tres meses, la fiebre es más preocupante, así como el comportamiento, como os hemos comentado anteriormente. Puede que el niño tenga unas décimas, pero siga jugando.

Qué hacer ante la fiebre

Existen diferentes indicaciones dependiendo de la edad del pequeño:

  • Bebés menores de tres meses: Si la temperatura es igual o superior a 38 grados C, debes acudir al médico de forma inmediata. Así, se descartarán posibles infecciones, incluso alguna enfermedad.
  • Niños mayores de tres meses: En este caso además de en la temperatura, hay que fijarse en su comportamiento. Si actúa con normalidad y está tomando líquidos suficientes, no tienes por qué preocuparte demasiado. Sin embargo, cuando este síntoma dura más de 24 horas si hay que recurrir al pediatra. Si la temperatura es de 40 grados no importa si se comporta con normalidad, hay que ir a urgencias.

Síntomas que pueden acompañar a la fiebre

A continuación, os exponemos algunos síntomas que pueden acompañar a la gripe y que son motivo de alerta:

  • Somnolencia.
  • Vómitos.
  • Diarrea.
  • Infección de oído.
  • Falta de apetito.
  • Tos.

Ante cualquier duda, recuerda que tu pediatra será tu mejor consejero, no dudes en pedir su opinión. En las farmacias encontrarás termómetros de calidad para medir la temperatura del niño.

banner app Farmacias.com

Otros artículos que te pueden interesar:

- Todo lo que debes saber sobre Bexsero según la AEP.

- 5 claves para evitar resfriados en niños y bebés.

- Cómo limpiar los mocos de tu bebé.